Gases Nobles

Los gases nobles son las sustancias que se encuentran en el aire atmosférico, acompañando al nitrógeno, al oxígeno y a los demás gases. Se trata del helio (He), el neón (Ne), el argón (Ar), el kriptón (Kr), el xenón (Xe) y el radón (Rn). Estos elementos químicos se localizan en el último grupo o columna de la tabla periódica, y son los más estables de todos.

Características de los gases nobles

Los gases nobles se definen por las siguientes características:

  • Tienen todos los electrones correspondientes a su última capa. El Helio tiene 2 y los demás cuentan con 8, lo que completa su regla del octeto.
  • Debido a lo anterior son elementos monoatómicos, es decir, se encuentran naturalmente como átomos individuales, y no combinados con otros elementos.
  • Tienen una gran estabilidad en condiciones extremas. Por ejemplo, el helio es uno de los componentes principales del sol, por ello su nombre de etimología griega: helios, sol.
  • Muestran poca reactividad. Son generalmente incapaces de formar enlaces con otros elementos, por lo que se les clasifica como gases inertes o no reaccionantes.

Son sustancias fluorescentes. Cuando son excitados por la influencia de cargas eléctricas, desprenden una luminiscencia (luz) de colores particulares, que varían dependiendo del gas noble de que se trate.

Los gases nobles son elementos comunes en distintas áreas de nuestra vida, ya sea para iluminar (anuncios publicitarios, lámparas alógenas), e incluso algunos son usados como anestésicos como el gas Xenón y el gas Kriptón).

Todos los gases nobles son

Helio (He)

El helio tiene un número atómico de 2 y es, junto al hidrógeno, el elemento más abundante en el universo; forma a las estrellas y otros cuerpos celestes. Es el segundo elemento más ligero y tiene una masa atómica de 4.0026 g/mol. Es inodoro e incoloro y no reacciona, por lo que es difícil que participe en una reacción química.

Por su escaso peso, se utiliza para rellenar globos metálicos para fiestas y dirigibles. Así, estos flotan por un tiempo prolongado para lograr su propósito. Un dato curioso es que a través de él el sonido viaja más velozmente que en el aire. Por ello, cuando se aspira un poco de este gas noble, la voz se altera y se vuelve más aguda.

Neón (Ne)

El neón tiene un número atómico de 10 y una masa atómica de 20.179 g/mol. Es un gas inodoro, incoloro e insípido y tiene una amplia aplicación en la fabricación de lámparas fluorescentes. Estas son mejor conocidas como lámparas de neón, tal cual, y destacan por la cantidad de luz que emiten, de diversos colores, cuando se les introduce una corriente eléctrica.

Se colocan en el exterior de establecimientos comerciales y cumplen con el objetivo de llamar la atención. El neón también se emplea para crear dispositivos como televisores y anuncios publicitarios.

Argón (Ar)

El argón tiene un número atómico de 18 y es el tercer gas noble. También es inodoro, incoloro e insípido, y es el más utilizado en la industria como aislante. Además, en la industria de las bebidas embotelladas, se añade una carga de argón para que este desplace el aire del recipiente y no haya tanto oxígeno que provoque una descomposición rápida del producto.

Este procedimiento se aplica además durante el empaque al vacío de algunos alimentos. Una corriente de argón (o de nitrógeno, también inerte, en otros casos) sustituye al aire dentro del empaque y se aplica finalmente la succión para cerrar el empaque y asegurar una conservación mucho mejor del alimento. El argón también se usa en lámparas fluorescentes y láseres.

Kriptón (Kr)

El kriptón tiene un número atómico de 32 y una masa atómica de 83.798 g/mol. Es un gas inodoro, incoloro e insípido. Dado que los electrones de su última capa se encuentran más alejados del núcleo que en los anteriores gases, son menos atraídos. Esto le confiere cierto grado de reactividad, y por ello ha sido posible encontrarse con compuestos químicos de kriptón.

Este gas se puede combinar con elementos altamente electronegativos como el flúor (F) y el oxígeno (O). El kriptón cuenta con 6 isótopos estables y se le conocen 17 isótopos radiactivos. Es por ello que a partir de este elemento conviene manejar a los gases nobles en laboratorio, con mucho cuidado y con equipo de protección personal.

Xenón (Xe)

El xenón tiene un número atómico de 54 y una masa atómica de 131.293 g/mol. Es inodoro e incoloro y uno de los gases nobles más pesados de toda la tabla periódica. En medicina se utiliza como anestésico, y en la industria automotriz es materia prima para la fabricación de potentes faros, gracias a su gran capacidad fluorescente.

Radón (Rn)

El radón tiene un número atómico de 86 y una masa atómica aproximada de 222 g/mol. Es un elemento altamente radiactivo y forma parte de la cadena de desintegración radiactiva del uranio-238. Después de emitir su radiación, se convierte en otros elementos de menor masa atómica. Es muy peligroso el contacto con este elemento y se produce en la combustión de los cigarrillos, siendo uno de los principales agentes causantes de cáncer.

Sigue con:

Citado APA: (A. . Gases Nobles. Revista Enciclopedia 10ejemplos.com. Obtenido 09, 2020, de https://10ejemplos.com/gases-nobles/ )

Se el primero en dejar un comentario.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.