Diálogo

Se le conoce como diálogo (del latín dialŏgus) a la conversación mantenida entre dos o más interlocutores, quienes intercambian distintos tipos de enunciados con la finalidad de comunicarse, intercambiar información, hacer peticiones, expresar emociones, hacer preguntas, etc.

El diálogo se puede referir tanto a un diálogo oral como a un diálogo escrito. Los diálogos orales son los que mantenemos en la vida cotidiana. Algunos diálogos orales quedan registrados en cintas de audio o de video para ser escuchados con posterioridad. Por ejemplo, los diálogos sostenidos en un interrogatorio policiaco, en una entrevista, en un debate, en una conversación casual, etc.

La principal característica de este tipo de diálogos orales, a diferencia de los diálogos escritos, es que en ellos se pueden percibir otro tipo de significados relacionados con la entonación, la pronunciación, etc. Por ejemplo, podemos captar los sentimientos, emociones e intenciones de los interlocutores de forma más sencilla.

En los diálogos escritos, por otro lado, el diálogo es la representación de la conversación o plática que sostienen dos personajes, ficticios o reales. Los diálogos escritos pueden aparecer, entonces en textos literarios o textos no literarios. Por ejemplo, en obras de teatro, en novelas, en entrevistas, en textos periodísticos, en textos cinematográficos (escritos y audiovisuales), en transcripciones, etc.

Tipos de diálogos: directo e indirecto

Los diálogos escritos se pueden clasificar en dos categorías amplias, según la forma en la que se manifiesten: 

a) Diálogo directo. Este tipo de diálogo, como su nombre lo indica, es el diálogo que se reproduce de forma literal. Se transcriben las palabras de los interlocutores (reales o ficcionales) tal cual fueron expresadas. Por ejemplo:

— ¿En dónde estuviste ayer por la noche?
—Fui con unos amigos a tomar unos tragos en el bar Bohemio.
— ¿Y aproximadamente a qué hora te fuiste del bar?
—Me fui a eso de las doce de la noche.

b) Diálogo indirecto. Este tipo de diálogo es presentado por medio de la intervención de un narrador o de un redactor (por ejemplo, en una nota periodística), quien nos informa de los diálogos de los interlocutores. Los diálogos se introducen por medio de las expresiones dijo que, afirmó que, expresó que, respondió que, comentó que, etc. Por ejemplo:

  • Cuando le preguntaron por qué había decidido narrar sus experiencias de vida la mujer afirmó que quería que su vida sirviera de ejemplo para ayudar a otras personas.
  • La policía le dijo al acusado que tenía derecho de guardar silencio pues todo lo que dijera podría ser utilizado en su contra.

Clasificación de los diálogos directos

Los diálogos directos, aquellos que se distinguen y se transcriben de forma separada para ser distinguidos visualmente, se pueden clasificar, además, en los siguientes tipos: 

a) Entrevista. La entrevista es un texto en el un entrevistador hace una serie de preguntas a algún personaje por lo general público para obtener información acerca de él o de sus actividades profesionales o artísticas. En la entrevista se reproducen los diálogos del entrevistador (las preguntas) y del entrevistado (las respuestas). Al inicio de cada intervención se escriben las iniciales del interlocutor para distinguirlo o se escribe si se trata de la pregunta o respuesta o, bien, se hace una distinción tipográfica de cada intervención para distinguirlas (por ejemplo, las preguntas en letra negrita).

b) Diálogo literario. Los diálogos literarios son los que aparecen en textos literarios, como novelas y cuentos. Estos diálogos se separan del resto del texto por medio del guion largo. El guion largo es un signo de puntuación que marca el inicio de una intervención de habla. Los diálogos literarios pueden ir acompañados de intervenciones externas del narrador, las cuales también se separan del resto del diálogo por medio de un guion. 

c) Diálogo teatral. Los diálogos teatrales son los que aparecen en las obras dramáticas. Estos diálogos forman la base sobre la que se cuenta la historia en una obra de teatro: todo se mueve a partir de los diálogos y acciones de los personajes. Cada diálogo va precedido por el nombre del personaje que lo dice y puede ir acompañado de acotaciones escritas entre paréntesis, las cuales nos pueden informar de acciones o actitudes de los personajes. 

d) Diálogo cinematográfico. Los diálogos cinematográficos son los que aparecen en los guiones cinematográficos y que representan los actos de habla de los personajes de una película, un cortometraje o un documental. Los diálogos van precedidos del nombre del personaje que los dice y pueden estar también acompañados de acotaciones que informen sobre la intención o las emociones del personaje.

30 Ejemplos de diálogos:

Ejemplos de diálogo de entrevista:

1:

— ¿Cómo fue que entraste en el negocio de la música?
— Yo empecé a hacer música desde muy joven porque mi papá era guitarrista en una banda y desde chico me enseñó a tocar la guitarra y me inculcó la pasión por la música. Ya de adolescente decidí formar una banda con unos amigos, la cual tuvo cierto éxito.
— ¿Después de Los insólitos, la banda que formaste con tus amigos, cómo fue que decidiste empezar a hacer música por tu cuenta?
— Todos en la banda teníamos gustos e intereses distintos y creo que por el bien de todos, cada uno decidió emprender su propio camino para buscar su propia voz. Fue entonces que empecé a grabar las canciones que había estado escribiendo, con un estilo más propio.
—Sin lugar a dudas has cautivado a la audiencia con tu estilo fresco. ¿Cómo te sientes con el éxito que has obtenido?
—Me da mucho gusto que la gente pueda disfrutar mi música tanto como yo disfruto haciéndola.

2.

PREGUNTA: Hace poco hubo un escándalo en redes sociales ya que anunciaste el divorcio con tu actual pareja, ¿cómo has vivido este proceso con la presión de los medios?

RESPUESTA. Sin lugar a dudas, cualquier separación es complicada. Estar en la mira de las demás personas lo vuelve todavía más complicado, pero es algo a lo que nos hemos acostumbrado.

P. Y en cuánto a tus hijas, ¿han llegado a un acuerdo respecto a la custodia de las menores?

R. Terminamos en buenos términos y ambos sentimos un aprecio y un cariño por el otro. Amamos a nuestras hijas, así que llegaremos a un acuerdo que nos beneficie a todos por igual. No es algo que nos preocupe, pues sabemos que seremos justos.

P. En cuanto a tu vida profesional, escuchamos que tienes en puertas el proyecto de una nueva película. ¿Qué nos puedes contar al respecto?

R. Sí, estamos apenas por empezar la filmación de la película. Estoy muy contento, pues es una historia con la que me identifico. Se trata de la historia de un pintor del siglo pasado; a mí me tocará encarnar dicho personaje… Será un nuevo reto…

3.

OFICIAL Te puedes reservar de contestar algo que no quieras, pues todo lo que digas puede ser utilizado en tu contra en una corte. ¿Entiendes lo que digo?

SOSPECHOSO 1. Sí, entiendo…

OFICIAL. ¿Me puedes decir tu nombre?

SOSPECHOSO 1. Ernesto Navarro

OFICIAL. ¿Qué edad tienes, Ernesto? ¿Cuál es tu fecha de nacimiento?

SOSPECHOSO 1. Tengo veintiocho años, soy del nueve de abril.

OFICIAL. ¿Sabes por qué te encuentras el día de hoy aquí, Ernesto?

SOSPECHOSO 1. Sí, porque hubo un robo y ustedes piensan que yo lo cometí, pero yo no hice nada.

OFICIAL. Estamos aquí simplemente para hacerte unas preguntas, ya que tú trabajas en el lugar. Si eres inocente eso se demostrará fácilmente.

SOSPECHOSO 1. Lo soy…

4.

ENTREVISTADOR. Felicidades por el estreno de tu nueva película. Es una obra muy interesante en la que encarnas a una mujer que persigue a un grupo de criminales para vengarse por su propia mano. ¿Cómo fue para ti interpretar ese papel?

RESPUESTA. Gracias. Fue algo muy nuevo para mí, porque estoy acostumbrada a otro tipo de papeles. Pero lo disfruté mucho. Mi personaje es una mujer muy segura, valiente y decidida, una mujer que no se da por vencida fácilmente.

ENTREVISTADOR. Durante su primer fin de semana en taquilla, la cinta ha sido todo un éxito, ¿cómo te sientes con eso?

RESPUESTA. Todo el equipo de trabajo estamos muy contentos con el resultado. No había tenido oportunidad de ver la película hasta el día de su estreno y me encantó. Creo que es fácil crear una conexión con las escenas y por eso le ha gustado tanto a las personas.

5.

Señor gobernador, ¿cuál es su estrategia para combatir el alto índice de adicción y de violencia que hay en los jóvenes hoy en día.

—Estamos planeando una estrategia en la cual se les brinde a los jóvenes la oportunidad de continuar con sus estudios por medio de becas gubernamentales que contribuyan a que los jóvenes puedan dedicarse más a los estudios.

—Se piensa, entonces, que con las becas se reduciría el problema de la adicción a las drogas y el crimen a temprana edad.

—Así es, pero porque la beca implica una oportunidad para que los jóvenes retomen los estudios. El requisito principal para obtener la beca es que se esté estudiando y se mantenga un cierto promedio. Estamos además planeando talleres y cursos artísticos orientados a jóvenes en situación de calle.

— ¿Aproximadamente en cuánto tiempo se implementaría dicha estrategia?

—En el transcurso del año daremos a conocer la información y a principios de próximo año ya estará en vigor el programa.

Ejemplos de diálogo literario:

6.

— ¿Hace cuánto tiempo que estás mirando por la ventana?

—He mirado toda la mañana, el ir y venir de las personas, sus prisas, sus preocupaciones.

—Creí que no te encontraría aquí.

—Sabes que siempre puedes encontrarme si así lo quieres. Yo no me escondo de ti. Tú… Tú sí que te escondes de mí.

—Mientes… Siempre te busco, pero pareces un animal escurridizo, al que le gusta aguardar en las sombras.

—En eso tienes razón… Las sombras pueden parecer mucho más atractivas.

7.

El hotel estaba oscuro. Sólo había unas cuantas velas que iluminaban apenas el recinto. Del otro lado del mostrador, me recibió un hombre de ojos enormes.

— ¿En qué le puedo ayudar? —me preguntó apenas levantando la vista del periódico que estaba leyendo.

—Me gustaría alquilar una habitación por una noche.

—Tendrá que esperar unas horas a que se desocupe una habitación. En este momento están todas ocupadas.

Algo en su voz me pareció extraño y empecé a desconfiar de ese personaje.

—Esperar… ¿Aquí?

Levantó la vista del periódico y me miró con unas cuencas terroríficas.

— ¿Y dónde más? Puede esperar en ese sillón —señaló un sillón de una sola pieza ubicado al fondo de la habitación. Casi no se podía ver de lo oscuro que estaba.

8.

El niño aferraba algo entre las manos con una gran fuerza. Tanto que había cambiado la coloración de su piel. El hombre lo miraba preocupado, pues el niño no parecía encontrarse bien.

— ¿Estás bien, muchacho? ¿Qué es lo que tienes entre las manos?
El niño no contestaba. Seguía aferrando algo entre las manos. Su cara denotaba preocupación. El hombre se agachó hasta su altura y lo tomó de las solapas de la chaqueta.
— ¿Qué es lo que tienes? ¿Necesitas ayuda?
—Si abro las manos, algo muy malo ocurrirá.
—¿Algo malo? ¿De qué hablas? ¿Qué es lo que guardas ahí? No tienes nada de qué preocuparte.
—No puedo decirle…. Señor, será mejor que se vaya y me deje solo.
—No tienes de qué preocuparte… Muéstrame lo que tienes ahí.
— ¡No!

El niño se asustó, pues el hombre intentó abrir sus manos con las suyas. Corrió y se perdió por uno de los callejones de la ciudad. Sin duda, pensó el hombre, todos en esa ciudad se comportaban de una manera muy extraña.

9.

Había una niña a la mitad del parque. Estaba recargada sobre un árbol y miraba a todos a su alrededor con un cierto miedo. En su mirada se percibía el brillo de las primeras lágrimas que estaban por salir. Me acerqué a ella porque intuí que algo andaba mal.

— ¿Estás perdida, pequeña?

— Mi madre me dijo que aguardara aquí y no ha regresado.

— No te preocupes, yo te ayudo a buscarla. ¿Hace cuánto que te dijo eso?

— Muchos días…

Por una extraña razón, me recorrió un escalofrío por la espalda. Era miedo. La niña tenía una mirada profunda, hueca.

— ¿Quieres acompañarme?

La niña me miró y después giró la vista hacia unos niños que estaban jugando a unos metros. Volteé a verlos. Después giré para contestarle pero la niña ya no estaba. De nuevo, un escalofrío me recorrió la espalda.

10.

— ¿Tienes miedo?

—Yo no conozco el miedo.

—Pero… ¿Estás seguro que podemos hacer esto y no habrá consecuencias?

—No pienses en las consecuencias. No te preocupes por nada.

—Esto puede salir muy mal. ¿En serio no tienes miedo?

—Yo nunca he sentido miedo. El miedo es para las personas débiles de mente.

—Nos van a atrapar.

—No si hacemos todo como yo te digo. No si dejas de lloriquear y sigues mis instrucciones.

—Pero…

— ¿Vas a ayudarme o vas a seguir siendo un cobarde?

—Está bien… Pero no creo que sea una buena idea. 

Ejemplos de diálogo teatral:

11.

COCINERA 1. ¡El trabajo que hay! Los patrones no se cansan de invitar tanta gente todos los días.

COCINERA 2. No seas necia. ¿Qué no entiendes? Hoy es un día muy especial para los patrones.

COCINERA 1. De especial nada… Un trabajo que nos da estar preparando platillos especiales todos los días. Y lo que pidieron hoy… ¡Imposible!

COCINERA 2. Eres un quejar y quejar… ¿Qué no ves que hoy viene a visitar a los patrones su hijo? Ese que se había ido al norte y al que no ven desde hace años.

COCINERA 1. Yo pensaba que ya estaba muerto.

COCINERA 2. Todos pensábamos eso por el carácter del muchacho.

COCINERA 1. Ese muchacho siempre fue dar problemas.

COCINERA 2. Muchos problemas…

12.

ANA (enojada). Dices, entonces, que no me amas.
PABLO. Te equivocas, Ana. Yo no dije eso.
ANA. ¿Me amas entonces?
PABLO. Te amo, pero no podemos estar juntos.
ANA. ¿Por qué no, Pablo? Si nos amamos.
PABLO (preocupado, bajando la voz). Unos hombres me están persiguiendo. Tengo que huir. Hice algo malo… Muy malo. Yo no puedo decirte qué. Pero me voy a ir.
ANA. ¡Me voy contigo!
PABLO. Es demasiado peligroso. Tú estás mejor aquí con tu familia.
ANA. ¿Qué fue lo que hiciste, Pablo?
PABLO (en un susurro). Maté a un hombre…
ANA (muy sorprendida). Estás maldito…
PABLO. Y mi maldición será huir… Separarme de ti y de todo lo que amo. Hasta que las cosas se calmen.
ANA. Pablo…
PABLO. ¿Qué?
ANA (acercándose a él). ¿Tú mataste al patrón?
PABLO. Tenía que ser…

13.

MUJER 1. Dicen las malas voces que ha caído el gobernador… Alguien le ha disparado mientras desayunaba con su familia en el rancho que tienen rumbo al sur… Dicen que fue alguien a quien le debía dinero…

MUJER 2. ¿El gobernador deber dinero? Dices muy mal, mujer. ¿Qué no ves que ese hombre tenía para comprarse el pueblo entero y aun así le sobraría dinero? Ese hombre era malvado, algo malo habrá hecho.

MUJER 3. Eso es… Es hombre malo. Ese protegía por dinero a todos los criminales de por estos rumbos. Era un criminal mismo, quién sabe si hasta su líder.

MUJER 1. Dicen disparates, se veía buen hombre. Avaro, como muchos hombres, pero bueno.

MUJER 2. Lo defiendes porque siempre estuviste en secreto enamorada de él.

MUJER 3. Es cierto… Desde que se metió contigo en los años que iniciaba no has podido olvidarlo.
MUJER 1. ¡Cállense las dos!

14.

NIÑO 1. Rápido agarren el balón y hay que jugar. No nos queda mucho tiempo.

NIÑO 2. Es cierto, cuando vengan los mayores nos echarán de aquí.

NIÑO 1. ¡Corran! Hay que empezar el partido.

NIÑO 3. Somos dos contra dos. Los que pierdan invitan los refrescos.

NIÑO 4. Sí, invitan los refrescos.

NIÑO 1. ¡Tomen sus posiciones! Ahí va el balón.

NIÑO 2. Pásamela, rápido.

NIÑO 3. ¡Eso fue falta!

NIÑO 4. ¡Gol!

16.

¡Tenemos la mejor carne, la carne más fresca!

COMPRADOR. Eso no es verdad, yo vengo a reclamar la carne que compré la semana pasada. Me enfermé por su carne mala.

VENDEDOR. Debe estar equivocado señor, aquí tenemos solo la carne más fresca de la ciudad.

COMPRADOR. ¡Estafa! Le ponen olores a la carne para disimular el mal olor. Es carne mala.

VENDEDOR. ¡Esas son acusaciones severas! Aquí solo tenemos la mejor carne y se lo puedo comprobar.

Ejemplos de diálogo cinematográfico

16.

OFICIAL

(levantando su arma hacia el doctor Joaquín)

¡Baje el arma inmediatamente!

JOAQUÍN

(preocupado)

¡Usted no entiende! ¡Algo muy malo está a punto de pasar!

OFICIAL

(apuntando con más decisión)

Dije que baja el arma inmediatamente

JOAQUÍN

(cerrando los ojos)

No habrá más remedio…

17.

ASALTANTE

(apuntando con su arma al dueño de la tienda)

¡Esto es un asalto! Deme todo lo que tiene en la caja y no quiero que haga ningún movimiento en falso.

DUEÑO

(asustado, sudando)
Tranquilo, hombre… Tranquilo. Le daré lo que tengo pero no dispare.

ASALTANTE

(agitando la pistola)
¡Rápido! Meta todo en esta bolsa

De pronto, entra un policía a la tienda y apunta con su arma directamente en la cabeza del asaltante.

POLICÍA

¡Suelte el arma y ponga las manos donde pueda verlas!

ASALTANTE

(entre dientes)
Maldita sea…

El asaltante gira rápidamente sobre sí mismo y dispara al policía. La bala da en el chaleco antibalas. El policía le dispara al hombre en el estómago. El hombre se desploma. El policía saca su radio.

POLICÍA

Necesito apoyo, tenemos un código 378.

18.

La carretera estaba completamente vacía. Solo hay un pequeño taller mecánico al lado de la carretera. Un viejo carro va transitando lentamente por el carril lateral. De pronto una de sus llantas se revienta. El carro queda parado a unos cuantos metros del taller mecánico. En la puerta del taller está JOSUÉ (hombre gordo, aproximadamente 50 años, ropa humilde y sucia). Del carro baja LUIS (joven de aproximadamente 30 años, universitario). A paso lento se acerca hacia el taller de JOSUÉ.

JOSUÉ

(mascando un chicle)
Veo que está en problemas…

LUIS

(limpiándose el sudor con el dorso de la mano)
¿Puede repararme la llanta?

JOSUÉ

(con voz pausada)
Yo no tengo el equipo para reparar eso. Tendrá que ir por una llanta al pueblo más cercano.

LUIS

¿Dónde queda?

JOSUÉ

A cuatro kilómetros hacia el norte. Aquí le puedo cuidar el carro…

LUIS

Gracias…

El calor es intenso y LUIS comienza una caminata hacia la dirección que le indico el hombre. Al llegar al pueblo se da cuenta de que todos los negocios ya están cerrados. Solo hay un pequeño bar del que sale ruido. LUIS entra al bar y se acerca a la barra.

LUIS

¿Sabe dónde puedo conseguir una llanta?

CANTINERO

La llantera ya está cerrada. Tendrá que esperar a la mañana

LUIS

Me quedé atorado en la carretera. No soy de por aquí. ¿Sabe dónde vive el de la llantera?

CANTINERO

(apuntando con el dedo)
En la siguiente calle, llegue hasta la esquina. Es la casa amarilla.

 

19.

RAMIRO llena la camisa de sangre paró un taxi a la mitad de la avenida. El taxista se detuvo sin percatarse de la sangre que había en la camisa de RAMIRO. RAMIRO subió al taxi y trató de ocultar su camisa con los brazos. Era de noche y el interior del carro estaba casi completamente a oscuras.

TAXISTA ¿A dónde quiere que lo lleve?
RAMIRO saca un papel de su bolsillo y se lo da al taxista.

RAMIRO
Lléveme a esa dirección.

TAXISTA
Ese es un barrio muy inseguro. Tendré que cobrarle una tarifa más alta.

RAMIRO
No importa. Lléveme lo antes posible.

20

HOMBRE
¿Podría darme la hora?

RONALDO
Son las cuatro en punto

HOMBRE
(sorprendido)
¿Las cuatro en punto? El tiempo se pasa volando

RONALDO
Así es

Ejemplos de diálogo indirecto:

  1. El oficial le dijo a todos los soldados que tenían que presentarse al día siguiente a las seis de la mañana porque iban a explorar la zona.
  2. El director de la película afirmó que cada uno de los personajes que salen están inspirados en alguien que marcó su vida de forma significativa: miembros de su familia, maestros, amores de la juventud, personas que admira…
  3. Le preguntamos al profesor si dejaría alguna tarea para el fin de semana. El profesor respondió que teníamos que leer un breve texto que nos proporcionaría y teníamos que escribir una reseña.
  4. El personaje de la película le grita a todos que está cansado de recibir órdenes y que se irá de viaje a otro país para nunca volver a ver a nadie.
  5. El chef ordenó que prepararan los diez platillos que hacían falta lo antes posible o despediría a los cocineros por arruinar la importante cena.
  6. El doctor le advirtió al paciente que tenía que dejar de fumar de inmediato ya que sus pulmones se encontraban muy dañados por tantos años de haber sido fumador activo.
  7. El escritor confesó que estaba planeando una nueva novela, la cual pensaba terminar de escribir en el transcurso del año.
  8. Los niños pidieron que les dieran un dulce de recompensa por su buen desempeño.
  9. Mi madre dijo que me castigaría por haber llegado tarde ayer a la casa cuando le prometí que llegaría antes de las doce de la noche.
  10. El hombre respondió que no tenía ningún inconveniente en realizar cualquier tipo de trabajo siempre y cuando le pagaran la cantidad que habían acordado en un inicio.
Citar en formato APA: ( A. 2018, 11. Diálogo. 10ejemplos.com. Obtenido , de https://10ejemplos.com/dialogo/.)

Escribe un comentario en Diálogo