Tipos de enfermedades

Como bien sabemos, una enfermedad es considerada a grandes rasgos como una alteración, dolencia o problema de salud que afecta en buen funcionamiento del cuerpo o de algún aspecto de este último, provocando en la mayoría de los casos dolor, incomodidades y, en casos graves, la muerte. Las causas de una enfermedad pueden ser varias, ya sean internas o externas al organismo que la padece. Por lo tanto, podemos decir que las enfermedades son el caso opuesto a la salud o bienestar, dado a que afectan a un ser vivo de diferentes maneras. Por su parte, actualmente existen diversas enfermedades que afectan al ser humano, muchas de las cuales se pueden curar si se detectan y tratan a tiempo. Sin embargo, existen otras enfermedades que aún no tienen una cura, por lo que únicamente se les puede controlar mas no eliminar del todo.

Evidentemente, al día de hoy la medicina logra detectar fácilmente una enfermedad. En este sentido, las enfermedades suelen tener una sintomatología específica. Es decir, un conjunto de rasgos o signos que nos dicen que se padece cierta enfermedad. No obstante, en algunas ocasiones esto puede resultar engañoso o no del todo confiable, ya que los síntomas se pueden confundir. Asimismo, la clasificación actual de las enfermedades es amplia y diversa. Por ejemplo, las enfermedades se pueden definir por sus características biológicas, su distribución o por el grado de alteración o daño que provocan en el paciente.

Tipos de enfermedades:

Enfermedades agudas: este término se le aplica a todas aquellas enfermedades que tiene una duración relativamente corta y que por lo mismo no suponen algo de gravedad para el paciente. Generalmente se considerada que dichas enfermedades tienen una duración máxima de tres meses.

Enfermedades subagudas: al igu

al que el caso anterior, este tipo de enfermedades se definen a partir de su duración. Como su nombre lo indica, estas enfermedades duran un poco más que las agudas, por lo que como máximo tienen una duración de seis meses.

Enfermedades crónicas: este tipo de enfermedades tienen una duración mayor a las anteriores. De he
cho, se puede decir que su duración es permanente, por lo que acompañan al paciente durante toda su vida, por lo que no se pueden eliminar por completo sino únicamente controlarlas.

Tipos de enfermedades

Tipos de enfermedades, medicina


Enfermedades esporádicas: como su nombre lo indica, son aquellas enfermedades que aparecen o afectan a un ser vivo de manera esporádica. Es decir, de vez en cuando o en muy pocas ocasiones. Suelen ser enfermedades muy raras.

Endemia: son el tipo de enfermedades que afectan a una región o zona de manera habitual o más o menos constante. En este caso, se trata de cualquier enfermedad, ya que su definición no se da por sus características internas, sino por el número de casos que se presentan al respecto.

Epidemia: en este caso se presenta un elevado número de enfermos o pacientes que padecen una enfermedad en concreto. Por lo tanto, es algo muy peligroso ya que las condiciones para contagios y número de muertes o afectaciones se pueden disparar enormemente. Este tipo de enfermedades suelen ser muy contagiosas, ya que su reproducción es más sencilla.
Pandemia: este tipo de enfermedades afectan gran parte del mundo durante un periodo de tiempo específico. Al igual que los casos anteriores, se puede tratar de cualquier tipo de enfermedad que, en la mayoría de los casos, se propagan rápidamente.

Enfermedades endógenas: este tipo de enfermedades son todas aquellas que se ocasionan por factores internos al paciente o que, por lo menos, se desarrollan al interior del mismo y no por aspectos externos. En este sentido podemos mencionar enfermedades genéticas, congénitas, nutricionales, degenerativas, utoinmunes o mentales.

Enfermedades exógenas: como su nombre lo indica, este tipo de enfermedades son opuestas a las anteriores. Por lo tanto, son enfermedades que son causadas por agentes externos al paciente. De esta manera, entre este tipo de enfermedades nos encontramos con las infecciosas, parasitarias, venéreas, tóxicas, traumáticas o alérgicas.

Enfermedades ambientales: este tipo de enfermedades son causadas por aspectos o elementos que se encuentran en el ambiente. En general no se trata precisamente de agentes biológicos, sino de males de otro tipo que se manifiestan como enfermedades en un paciente. Por ejemplo, el ruido puede causar cierto tipo de enfermedades como estrés, aunque su composición no tenga un carácter eminentemente biológico.